CÓMO RETOMAR TUS ENTRENAMIENTOS TRAS EL VERANO

Aunque lo ideal es no parar de correr totalmente durante las vacaciones, no siempre lo conseguimos y si éste ha sido tu caso este verano, vamos a darte unos pequeños y fáciles consejos para que retomes tus rutinas de la manera más fácil.

Lo primero de todo es no desanimarte ya que aunque el primer dìa va a ser muy duro y te darás cuenta de que has perdido mucho hábito de entrenamiento, pero lo vas a recuperar en muy pocos días si sigues las pautas correctas y no pierdes la motivación.

Ha llegado el momento de perder los excesos del verano, por lo tanto desempolva tus zapatillas de running, saca tu pulsómetro del cajón y ponte buena música o busca el compañero de carrera adecuado para hacer ese primer y más duro entrenamiento.

Debes empezar a correr con marcas más lentas y carreras más cortas que las que entrenabas cuando lo dejaste antes de las vacaciones. En ocasiones, puede parecer incluso que eres un novato y empiezas de cero, pero en pocas sesiones verás que vuelves a la normalidad de tus entrenamientos.

Siempre se ha dicho que los calentamientos y los estiramientos son fundamentales para hacer un buen entrenamiento y evitar lesiones, pero es en este momento, un punto fundamental si has tenido un período largo de inactividad. Este punto es fundamental que lo respetes para evitar sustos. Lo ideal, es realizar alrededor de 10 minutos de ejercicios previos, por lo que si buscas una tabla fija es lo mejor para realizar este punto correctamente.

También es importante buscar compañía para intentar que la vuelta sea menos dura y así obligarte un poco a seguir tus rutinas. Es fácil que ocurra, que si comienzas a salir solo, más de un día decidas quedarte en casa y no salir a entrenar. En caso de no ser posible coge tus cascos ¡y a correr!

TÓMATELO CON CALMA

Tampoco seas de los que empieza a salir a entrenar a diario, sin descansos, ya que no es lo recomendado. Es fundamental que se respeten los días de descanso entre un entrenamiento y el siguiente. Salir a correr 3 veces por semana puede sería una buena forma de empezar y con entrenes con una duración máxima de 45 minutos. De este tiempo, las primeras sesiones podrías empezarlas corriendo 15 minutos y caminando rápido los otros 30 y poco a poco ir aumentando los minutos de carrera y disminuyendo los de caminar hasta llegar a correr los 45 minutos sin descanso.

El mejor consejo que puedo darte, es tener paciencia, ya que puedes tardar hasta 1 mes en retomar tus entrenamientos en el mismo punto donde los dejaste antes de las vacaciones. El lema “sin prisa pero sin pausa” es el que mejor define cómo debes volver a practicar running. Por lo tanto, no desesperes los primeros días y no te separes de tu pulsómetro que es el mejor aliado para ver tus avances diarios tanto en distancias como en ritmos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies